viernes, 7 de febrero de 2014

Galletas con chips de chocolate

Las entrada que os traigo hoy, me encanta. Es de esas que he hecho con los peques y por iniciativa de mi chico de 9 años. No sé si os he hablado mucho de él, pero os confieso que me tiene enamorada. Es un niño despierto, lleno de energía y no para de investigar. Siempre ha sido un inventor nato y ahora encima un cocinitas. ¡Cómo me gusta pasar la tarde haciendo caso de sus inventos! La mayoría son producto de los vídeos que se harta de ver en Youtube y después viene y dice, "mama he pensado que podríamos hacer estas galletas y cambiamos esto porque no me gusta y añadimos lo otro que es lo que no tenemos". Así que como buena madre que soy y PACIENTE, allí que me remango y a trabajar en los inventos del peque, porque soy de las que piensa que en la vida hay que cometer fracasos, para poder también recoger buenos frutos. Así que, si aprende desde pequeño mejor. De las recetas que hago con él unas salen bien y otras no, pero yo le dejo plena libertad y así ve donde se equivoca. Pues bien estas galletas con todo el rollo que os he soltado, han sido por completo producto del quehacer diario de mi peque. Espero que os gusten y las probéis. Os digo que las hicimos una tarde que venía mi hermana a casa con mis sobrinos y volaron todas en un plis, así que buenas sí que estaban.



Vamos al lio.

Ingredientes:
  • 250 grs de mantequilla
  • 125 grs de azúcar blanco
  • 250 grs de azúcar moreno
  • 2 huevos
  • 450 grs de harina
  • 1/2 cucharita de levadura
  • 250 pepitas de chocolate
  • 100 grs de almendra molida
  • una pizca de sal
  • un pizca de esencia de vainilla

Preparación:

En un bol mezclamos la mantequilla en pomada con los azúcares, una vez esté esta mezcla bien integrada añadimos los huevos, la esencia de vainilla, la mitad de la harina tamizada, la levadura y la sal y volvemos a mezclar, hasta que esté todo bien integrado. A continuación incorporar el resto de la harina tamizada y la almendra molida, batir hasta que estén todos los ingredientes bien incorporados a la mezcla. A continuación añadimos las pepitas de chocolate y las incorporamos a la mezcla con la ayuda de una cuchara. Dejamos algunas pepitas de chocolate para poner por encima de las galletas.
Una vez tenemos la mezcla preparada. Precalentamos el horno a 180º y colocamos encima de la bandeja papel de hornear. Con la mezcla vamos haciendo montoncitos planos y procurando dejar espacio entre uno y otro, porque las galletas van a hacerse más grandes en el horno. Ahora colocamos unas cuantas pepitas de chocolate encima de cada galleta y ya podemos proceder al horneado. Dejaremos que se horneen durante unos 10 o 12 minutos, eso depende de cada horno. Dejamos enfriar sobre una rejilla y cuando enfríen ya estarán listas nuestras galletas.
Espero que os gusten.


24 comentarios:

  1. Qué riquísimas galletas! Qué suerte cocinar con tu niño... Seguro que os lo pasáis genial!

    http://micocinitadejuguete.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tienes toda la razón. Es una suerte que mi niño me ayude. Lástima que sólo puede el fin de semana.
      Un beso guapa.

      Eliminar
  2. ponme unas cuantas para llevar q se ven riquisimas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te enviaría yo unas cuantas, la pena es que volaron la misma tarde que las hicimos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Madre mia que pintaaaa !! que hambre me está entrando ummmmm que ricaaaaassss, que sepas que tomo nota
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mayte, si las haces me cuentas si te han gustado.
      Un beso.

      Eliminar
  4. Te aseguro que estas galletas en la encimera de mi cocina no duraban más de cinco minutos..........que delicia.
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me lo creo, en mi cocina no duraron nada.
      Un saludo.

      Eliminar
  5. Las galletas con chips de chocolate no fallan nunca!! gustan a todos y no me extraña ;-). Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eva, como lo sabes que no fallan. Esta tarde vuelve a venir mi hermana a casa y mi sobrina ya quiere que le vuelva a hacer galletas. Así que me tendré que poner a hacer de nuevo estas galletas.
      Un beso guapa.

      Eliminar
  6. Qué ricas y qué color más bonito has elegido para la presentación, me encanta el morado. Bueno, tienen muy buena pinta, no sé si es sensación mía, pero parecen blanditas. Qué buenas. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Michi, lo cierto es que muchas veces tardo más en hacer las fotos que la recetas. En otras ocasiones no, tengo prisa y lo soluciono en un momento. Tu sensación es buena, son de esas blanditas.
      Un beso.

      Eliminar
  7. Qué buenas con esos chips de chocolate, perfectas para mojar en leche.
    Y que suerte tener un niño así con el que compartir afición :)
    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tanto que es una suerte tener un peque que me ayude.
      Un beso.

      Eliminar
  8. otra adicta a videos de you tube?? de las mías!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, a los vídeos me ha enganchado mi hijo. Con 9 años que tiene, te digo yo que aprende mucho más de los vídeos que en el cole.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Oh que pinta!!!! Se me ha hecho la boca agua LITERALMENTE!! jaja
    me quedo por aquí de seguidora, un besazo!

    http://pequenasdeliciasdemaria.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, muchas gracias por tu visita. Nos seguimos hablando por aquí.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Hola Marta,
    No hay como las galletas caseras, hace tiempo que no hago, ya me diste mono.
    Bs

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claudia, tu lo has dicho, las galletas caseras son las mejores.
      Un abrazo y feliz domingo.

      Eliminar
  11. Que buena pintaa!! Me la apunto para mi lista de recetas de cocina y prepararselas a los niños! Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que a tus niños les gustarán mucho estas galletas y son muy fáciles de hacer.
      Un saludo.

      Eliminar